La palabra almenara tiene origen árabe, como muchas de las cosas de nuestra vida cotidiana en Albalate.

Su significado es amplio, desde el fuego que se encendía en las atalayas como señal de aviso, a un candelero con muchas luces que se utilizaba para iluminar bien cualquier lugar. En Aragón, en concreto, es cada una de las construcciones o casillas junto al Canal Imperial, que se utilizaban para desviar parte de los cauces de riego, para comunicar diferentes canales y acequias.

La calle donde se encuentra nuestra casa, se llamaba antiguamente “La Cuesta de la Almenara”, y por ella circulaba el barranco que trasvasaba el agua desde la calle Doctor Baringo, en la acequia de “El Lugar” hasta el Arco el pin, en la acequia de Los Terreros

Nos decidimos a llamarla “Casa Almenara” por respeto, y por deseos de conservar la tradición y los recuerdos de nuestra calle, y hemos comprobado que poco a poco el nombre y la casa se han fusionado y han compartido un carácter propio y peculiar

Así, ”Casa Almenara”, tiene la voluntad de abrir canales. Canales de información y afecto, de comunicación y conocimiento, de alegría y cariño, de paz y energía

Estamos seguros de que en nuestra casa encontraras aquello que necesitas, aquello que buscas.